Empresario regio acusa a Juan Carlos Pereyra de extorsión

El coordinador de gabinete del gobierno estatal denunciado por extorsión y acoso a empresario

Miguel Mosqueda señala a Juan Carlos Pereyra, quien niega acusación del empresario regio, esto el retraso en el segundo pago al participar en un desarrollo inmobiliario en Playa del Carmen con su hermano, Julián Pereyra.

El regiomontano Miguel Mosqueda Saldívar decidió participar en un desarrollo inmobiliario en Playa del Carmen, Quintana Roo. No era la primera vez que invertía en el estado, además de que ya tenía experiencia en el sector en los estados de Nuevo León, Querétaro y Guanajuato.

Miguel Mosqueda acordó la compra de un terreno a plazos con Jorge Julián Pereyra Escudero, titular de la Notaría Pública 93 de Cancún.

Debido a la pandemia de covid-19, el empresario regiomontano se retrasó en el segundo pago y las amenazas comenzaron.

El 10 de mayo recibió una llamada del actual coordinador del gabinete del gobierno de Quintana Roo, Juan Carlos Pereyra Escudero, hermano de Jorge Julián.

Juan Carlos Pereyra y sus amigos presos

“Me dijo que realmente él era el propietario y que Julián únicamente era un prestanombres”, contó Miguel Mosqueda. “También me dijo que necesitaba el dinero inmediatamente, que no importaban los contratos y que si no lo hacía me atuviera a las consecuencias”.

El empresario regiomontano aseguró que estaba dispuesto a pagar los intereses por el retraso en el segundo pago e incluso ya con un cheque listo se lo hizo saber a Pereyra Escudero. Mientras tanto, Mosqueda siguió con los trámites para obtener los permisos respectivos para la construcción de este proyecto.

Te recomendamos leer: Empresarios se muestran contra gubernatura de 8 años

“(Juan Carlos Pereyra) tiene una empresa que se dedica a  la gestoría de trámites y permisos, yo decidí no contratarla y sacar todo por mi parte”, explicó.

Esa decisión, abundó el empresario regio, ocasionó que el funcionario del gobierno de Quintana Roo se molestara y, como represalia, además del pago pendiente, le aumentó 10 millones de pesos.

“Nunca me había tocado que me extorsionaran de esta manera”, subrayó Miguel Mosqueda.

Las presiones aumentaron y en junio, a pie de la carretera en Playa del Carmen, apareció un espectacular con la imagen del empresario regiomontano y la leyenda “Defraudador, cuidado”, además de la foto del proyecto y su nombre. Miguel Mosqueda aseguró que Juan Carlos Pereyra Escudero lo puso.

 “Me han estado siguiendo, se estacionan cerca de mi casa, han estado preguntando por mí a los vigilantes, yo no sé si esté utilizando sus posiciones en el gobierno para lograr este tipo de intimidaciones”, reveló.

Write a comment